Una consulta muy habitual en nuestro centro veterinario de Godelleta es el cuidado del pelo de los perros. El aspecto del pelaje es un síntoma de salud; por eso, en este post trataremos algunos factores que pueden ayudarte a conseguir que el pelo de tu mascota tenga un aspecto saludable.

En primer lugar debes tener en cuenta que la piel es la fuente de nutrición del pelo, por lo que has de utilizar un jabón especial para el animal. Asegúrate de que el producto que utilices hidrate el cuero cabelludo, lo mantenga a salvo de infecciones y no lo dañe o deseque a causa de los agentes químicos.

Otra clave es cuidar la alimentación. Debes dar a tu perro una dieta equilibrada en proteínas, hidratos de carbono y grasas, incluyendo los ácidos omega3 y omega6. 

En el centro veterinario de Godelleta aconsejamos a nuestros  clientes  que añadan a las comidas una cucharada de aceite de girasol, oliva, semillas de lino, canola o pescado; este suplemento contribuirá a incrementar el brillo y a evitar la caída del pelo de tu perro.

A pesar de que existan distintos tipos de pelaje según la raza del animal, ni el pelo duro ni el pelo sedoso debe mostrarse en ningún caso seco ni con caspa. Tampoco debe quebrarse fácilmente, ni mostrar una abundante caída.

Si tu perro muestra algún síntoma anterior, te aconsejamos que acudas a nuestra Clínica Veterinaria Godelleta para que nuestros especialistas le hagan una revisión pues, en ocasiones, el aspecto del pelo puede ser síntoma de una enfermedad.