A lo largo de nuestra amplia experiencia como centro veterinario en Godelleta hemos atendido todo tipo de dolencias que sufren las mascotas. La mayor parte de las personas que poseen perros seguro que saben que estos animales pueden sufrir resfriados como nosotros pero hay otras que ante los estornudos de sus perros se asustan. Por este motivo vamos a aprovechar este espacio para explicarte por qué no debes alarmarte cuando tu perro estornude, ¿quieres saber a qué puede deberse? 

Los resfriados que sufren los perros son una de las consultas más habituales que recibimos en nuestro centro veterinario en Godelleta. Cuando los perros sufren resfriados, estornudan al igual que puedes notar que tienen tos y mucosidad excesiva.  

En otras ocasiones, puedes notar que tu perro estornuda con frecuencia y tiene los ojos irritados. En estos casos, esos estornudos pueden ser indicativos de que tu perro está sufriendo una alergia, que al igual que nos ocurre a las personas, puede estar motiva por el polen, los ácaros o a algún producto de higiene o limpieza. 
 
Los perros también pueden estornudar ante la presencia de obstáculos en las vías respiratorias. Al estar acercando el hocico a muchos lugares, la hierba, el polvo, el barro o cualquier otra sustancia que se encuentre en el suelo puede provocar esta obstrucción.  

Y por último y quizá la más desconocida de las causas de los estornudos de los perros está la excitación. Cuando un perro está nervioso, contento, recibe la visita inesperada de su amo... los estornudos son su manera de mostrar esa mezcla de excitación y emoción que está sintiendo.  
 
En la Clínica Veterianria Godelleta te recomendamos no alarmarte ante los estornudos de tu perro ya que en la mayoría de las ocasiones se deben a las causas arriba mencionadas. En cualquier caso, nunca está de más que te acerques a nuestro centro si notas que los estornudos son constantes y más excesivos de lo normal.